Logo AMV


Alex Criville - embajador AMV
07.06.2017 /

"La nueva chicane será un punto clave"


Álex Crivillé, embajador AMV, analiza el Gran Premio de Catalunya, que se disputa este fin de semana en el circuito de de Barcelona-Catalunya


Construido en 1989, el circuito de Barcelona-Catalunya albergó por primera vez una prueba del Campeonato del Mundo en 1992 y desde entonces es una cita permanente en el calendario mundialista. Con un trazado de 4.727 metros y una larga recta de 1.047 metros, la pista ha sufrido modificaciones para mejorar la seguridad de los pilotos después del accidente que le costó la vida a Luis Salom la pasada temporada y ha pasado a tener un total de 16 curvas (nueve de derechas y siete de izquierdas). Uno de los cambios se ha producido en la curva 10 donde, al igual que el año pasado, se utilizará el trazado de la Fórmula 1: una curva mucho más estrecha y lenta. También se ha variado la curva 13, donde se ha diseñado una nueva chicane lenta de izquierda a derecha que antecede a la última curva del circuito catalán. Álex Crivillé, embajador AMV, analiza el Gran Premio de Catalunya, la séptima cita de la temporada que se disputa este fin de semana en el circuito de Barcelona-Catalunya.

¿Qué destacarías del circuito de Barcelona-Catalunya?

Tras las modificaciones sufridas para mejorar seguridad, ahora tiene alguna curva más. Tiene nueve curvas de derechas y siete de izquierdas. Es una pista súper variada y ahora tiene un poco de todo. Antes tenía más curvas rápidas, pero ahora han hecho una variación en la curva 13 donde han construido una chicane de primera, mucho más lenta. En general, creo que ahora el circuito es mucho más completo porque tiene la chicane de final de recta, el curvone, curvas de bajas y de subida, la subida de la Moreneta, la entrada al Estadio y ahora esta nueva chicane que minimiza un poco el promedio pero que, por otra parte, hay que ser muy ágil ahí y pasar bien en las zonas lentas.

¿Cuáles son sus puntos más críticos?

Hay varios y el curvone es uno de ellos. Es una curva de derechas en la que si te pasas con el gas te va sacando fuera y pierdes tiempo. La frenada de Repsol hay que hacerla toda por dentro y derrapar lo mínimo saliendo. Otro punto es la zona del Estadio, donde hay una curva de izquierdas y luego de derechas. Este año, posiblemente, la chicane nueva será un punto clave en el que los pilotos tendrán que pasarla por el sitio. Es una curva de primera, hay que ser ágil ahí y no perder mucho tiempo en intentar hacer locuras y pasar por donde no toca. Esa curva tendrán que ensayarla muy bien.

¿Qué recuerdos tienes del circuito Barcelona-Catalunya?

Tengo varios. Mi primera victoria en 1995, que fue un triunfo inesperado delante de toda la afición. La victoria que recuerdo con más cariño fue la de 1999, recortándole un segundo y pico a Okada. En cada parcial le iba sacando dos o tres décimas y luego le pasé por dentro en el Estadio. Fue una de mis mejores carreras. En esa zona el público rugía a tope y deseaba que ganases. Así pasó y fue una carrera inolvidable.

¿Qué podemos esperar en MotoGP en el Gran Premio de Catalunya?

Creo que en el Gran Premio de Catalunya las cosas van a cambiar y espero que los pilotos de casa puedan optar a ganar en las tres categorías. En MotoGP, a Marc Márquez los test le fueron muy bien y le gusta el circuito, aunque la moto no acaba de ir del todo bien y le falta un pelín de potencia y algunas cosas más. Maverick Viñales está a tope y decidido a ir a por la victoria. A Dani Pedrosa también le gusta el circuito. Obviamente, no hay que descartar nunca a Valentino Rossi.

¿Y en Moto2?

En Moto2 vimos a Mattia Pasini muy fuerte en el Gran Premio de Italia. Espero que aquí las cosas cambien porque Álex Márquez tiene ritmo para intentar luchar por la victoria. Hemos visto durante toda la temporada que es un piloto regular y correr en casa le va a dar un plus para optar a la victoria.

¿Cuál es tu predicción para Moto3?

Mi predicción es que los pilotos que encabezan la clasificación, en especial Joan Mir y Arón Canet, lo van a dar todo. Es un circuito que conocen perfectamente, que les gusta y al correr en casa siempre tienes ese plus de más porque la afición te empuja. Seguro que van a optar a estar en el podio y luchar por la victoria.

 

 

 

Etiquetado con: motogp, amv, alex, criville, moto2, moto3