Logo AMV


Joan Barreda, piloto AMV - Qatar
15.05.2015 /

Barreda: "Estrenaremos algunas novedades en la moto"


· El piloto AMV disputará a partir del próximo martes el Desafío Ruta 40 en Argentina


Joan Barreda parte hoy hacia Argentina, donde disputará a partir del próximo martes 19 de mayo el Desafío Ruta 40. Hasta el sábado 23 de este mismo mes, el piloto AMV recorrerá las cinco etapas del rally, que se caracterizan por ser terrenos con mucha piedra, dunas y una navegación muy complicada. Tras los rallies de Abu Dhabi y Qatar, donde terminó segundo, Barreda afronta ahora su primera participación en la exigente carrera argentina para completar así unos valiosos kilómetros en su preparación para el Dakar 2016.  

Debutás en el Desafío Ruta 40. ¿Cómo afrontás este rally?

Con muchas ganas. Es una carrera que creemos es interesante para la preparación del Dakar, muy exigente, con cinco días de rally. Venimos de Abu Dhabi y Qatar con muchos kilómetros completados a buen ritmo. A pesar del fallo a nivel mecánico en el inicio de Abu Dhabi, después seguimos una buena línea, muy consistentes y sin cometer errores. Tenemos que continuar así.”

En Argentina, ¿qué será lo más importante?

Es un rally donde tendremos todo tipo de terrenos. Empezaremos en Catamarca, en una etapa más de pistas. Después iremos hacia Tinogasta, una etapa parecida a la que ya conocemos del Dakar, donde se quemó la moto de Paulo [Gonçalves], y también Fiambalá, con más dunas y una navegación complicada. Será un rally muy completo, pero a diferencia del Dakar, habrá temperaturas más bajas, por la mañana mínimas de tres grados y durante el día máximas de 14ºC. Será una situación diferente a la que estamos habituados.”

¿Cómo va el trabajo de desarrollo de la moto? ¿Alguna novedad para Argentina?

Hasta ahora hemos corrido con la misma moto que en el último Dakar. En el Desafío Ruta 40, estrenaremos algunas novedades. Por ejemplo, la parte de la torre será diferente. Después de este rally, tenemos preparado un test para continuar con la evolución de la moto y, en el Desafío Inca, el próximo mes de setiembre, ya llevaremos la moto con la que competiremos en el Dakar. Al final, se trata de mejorar las prestaciones de una moto que ya es muy buena.

¿Qué balance hacés de este primer tercio de la temporada?

El balance es bueno. Abu Dhabi y Qatar no eran una prioridad. La planificación de la temporada está enfocada hacia el Dakar. El objetivo de estas carreras es sumar kilómetros, probar materiales y extraer la máxima información posible. Al final, es saber dónde está el límite. Siempre es positivo participar en estas carreras, a pesar de que da rabia tener problemas cuando estás adelante. Pero en el fondo, sabes que todos estos kilómetros servirán mucho para los ingenieros y será muy positivo para el desarrollo de la moto.”

¿Cuál es el objetivo de este año?

El objetivo es acabar de hacer un buen trabajo con la moto que llevaremos al Dakar 2016. Perfeccionar una moto que ya ha funcionado muy bien para tratar de ganar el Dakar. Hay muchos esfuerzos y mucha gente volcada en este proyecto.”

¿Cómo ves a tus rivales?

Muy fuertes, como siempre. Últimamente, también suben pilotos que están haciendo todas las carreras. KTM está invirtiendo mucho en pilotos nuevos. Al final, somos un grupo de siete u ocho pilotos muy competitivos. Cualquiera de ellos puede ganar una etapa y también pueden estar luchando para la victoria final. 

Pero el Dakar es otra historia, ya que manejar una carrera tan larga y compleja es complicado y, al final, siempre quedan pocos para poder luchar por el triunfo. Nosotros tenemos que pensar en nosotros mismos, sin cometer errores. El último año lo hemos ido consiguiendo poco a poco. Esto se acabará notando en el Dakar.

Ya se conocen los países que visitará el Dakar 2016: Perú, Bolivia y Argentina. ¿Cómo lo valorás?

Es positivo que el Dakar vuelva a Perú, con etapas con mucha arena y donde la táctica será importante. Volveremos a Bolivia, pasaremos cerca del lago Titicaca, una zona que no conocemos, pero de nuevo con mucha altitud, ríos, barro… Y después vendrá Argentina, donde volveremos a tener etapas complicadas, muy duras y largas, que seguro que marcarán diferencias. En general, un Dakar muy duro como siempre, pero volviendo a la esencia del desierto, con más dunas, navegación abierta y no tanta pista. Un Dakar todavía más espectacular.

Etiquetado con: desafio ruta 40, joan, barreda